Transporte

Logística conectada

El negocio de las empresas de transporte se basa en mover mercancías desde un proveedor o almacén a un cliente final. Dentro de este negocio tenemos que tener en cuenta todos los factores que hacen que esto sea posible: los almacenes, la red de transporte (carreteras, railes, mar y aire) y los vehículos utilizados para el transporte (camiones, trenes, aviones, buques).

Todos estos componentes son dispositivos que pueden llegar a estar comunicados por medio del IoT.

Una empresa de transporte con toda su flota conectada, tiene a su favor una poderosa herramienta competitiva.

El IoT permite a la central de la empresa conocer la ubicación exacta de cada uno de los vehículos que componen una flota, determinando sin margen de error cuál es el que está mejor posicionado para un servicio. Además, también permite elegir el mejor trayecto según el estado del tráfico y la distancia a recorrer.

Si los vehículos constan de sensores, se puede controlar a qué temperatura viaja la mercancía, así como alertar ante posibles roturas o golpes. De esta manera, si hay alguna incidencia en el destino, se puede tratar de forma inmediata.

Disponer de la información en tiempo real permite poner remedio en el momento en que se produce la incidencia, evitando la pérdida de tiempo y optimizando la experiencia del cliente.

transporte-iot

¡Empieza hoy mismo!

Consigue un servicio dedicado y robusto de conectividad IoT

en cualquier sitio del planeta con la aplicación de observación terrestre